Por fin preso

 

 

Uno preso por

intimidación a una escuela pública

En el macizo judicial, al igual que en otras profesiones hay de los buenos y de los otros, entre los primeros sobresale de la justicia platense el Fiscal Juan Cruz Condomi Alcorta, en esta oportunidad volvió a demostrar su interés por investigar y meter tras las rejas a quienes cometen un ilícito, fuese cual fuese el daño causado.

 

Ciento, miles de llamados intimidatorios a escuelas públicas de la provincia han sido motivo de suspensión de clases, alumnos que se quedan sin el aprendizaje por algunos tarados, o taradas que al no tener nada que hacer, o quizás por faltas de neuronas, llaman a los establecimientos educacionales dejando un mensaje mafioso, comenzando desde ese instante un protocolo para desalojar la casa de estudio, el que nunca, o casi nunca va más allá de una denuncia en la seccional policial, cayendo la causa en la mayoría de los casos en saco roto.

 

En esta oportunidad una llamada desde un teléfono público ubicado en la localidad de Abasto a la escuela

Nº 22 de esa ciudad fue el inicio de la investigación, la que comenzó con el pedido de “carta de audio y llamada al CATE” identificando el aparato desde el que se realizó la llamada.

 

La misma había sido realizada desde un teléfono público de un comercio de la zona, al que solicitaron a su dueño ver las cámaras de seguridad, determinando que había sido efectuada por un joven, preguntando al comerciante si conocía al sujeto, respondiendo efectivamente que era cliente del negocio y se domiciliaria en las cercanías.

 

Con este dato personal de la DDI La Plata comenzó una minuciosa investigación para dar con su vivienda, con el objetivo a la vista solicitaron al Juzgado de Garantías orden de allanamiento, acreditándose  en lo inmediato, arrojando resultado positivo, apresando al imputado y secuestrando una escopeta calibre 14, otra escopeta impropia, más conocida en la jerga delictual como tumbera y varios gramos de marihuana.

 

El gracioso, el falto de neuronas o tarado quedó imputado por “intimidación pública, tenencia ilegal de arma de fuego e infracción a la Ley 23737”

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *