Ayer jueves 2 de agosto el barrio San Carlos, en el partido bonaerense de Moreno, se vio conmocionado por la explosión en la Escuela Primaria Nro. 49 Nicolas Avellaneda provocando la muerte de su vicedirectora y un auxiliar. La explosión habría sido a las 7:30 hs. aproximadamente y causada por un escape de gas en una estufa de gas envasado, según fuentes policiales.

Las víctimas fatales son la docente vicedirectora Sandra Calamano (48) y Rubén Orlando Rodríguez (45), el portero. Fruto de la violenta explosión el cuerpo de Calamano voló hasta la casa ubicada enfrente y el cuerpo del portero quedó en el patio mismo del establecimiento. No fue una fatalidad de mayores dimensiones porque los alumnos del turno mañana ingresan 20 minutos después del horario del lamentable episodio.

Hoy viernes gremios docentes de la Provincia de Buenos Aires y de la Ciudad de Buenos Aires efectuaron un paro docente debido al triste episodio en solidaridad con la comunidad educativa, familiares y amigos de las víctimas, reclamando mejoras estructurales en los edificios educativos. Deficiencias edilicias en la mayoría de los establecimientos del conurbano bonaerense, no son novedad, lamentablemente. Hoy se paga con dos vidas. Esperemos sirva para tomar plena conciencia, pensar todo el sistema educativo incluyendo el estado de sus estructuras edilicias.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *